Limitaciones de un Administrador societario

administrador societario

Si usted es o tiene previsto aceptar un cargo de administrador societario en el marco de la constitución o compra de una sociedad, tenga en cuenta que la ley es muy rigurosa en cuanto a las responsabilidades y limitaciones de dicho cargo con respecto a su relación con la sociedad. A continuación, ofrecemos algunos detalles sobre dicho tema, sus riesgos y posibles vías de solución.

En el caso de los administradores de una sociedad, la norma tiende a ser muy estricta con respecto a los posibles conflictos de intereses que puedan surgir entre la persona que cumpla esta función y la empresa. Como regla general, se prohíben las transacciones con la sociedad, como por ejemplo, el alquiler de un local, el uso de un activo para fines privados o realizar actividades competidoras.

En caso de que el administrador de una sociedad cometa alguna de las actividades anteriormente mencionadas, la empresa o los propios socios pueden exigir responsabilidades.

Ahora bien, debe tomar en consideración que la ley permite que en ciertos casos la sociedad pueda dispensar al administrador las prohibiciones comentadas. De esa manera, el administrador que de algún modo deba sortear dichos limites tendrá la facultad de hacer lo siguiente:

  • Aprovechar una reunión de accionistas y la buena relación entre socios para solicitar se le dispense en la próxima Junta General.
  • Puede incluir tal cuestión en el orden del día de la junta, dejando constancia del acuerdo (una vez se le haya dispensado) en el acta de la reunión. Eso sí, tome en cuenta que si además de administrador también es socio de la empresa, no tendrá derecho a voto sobre el tema.

En todo caso, recuerde que la mejor alternativa será mantener a los socios restantes de la sociedad informados sobre cada una de sus actividades relativas a su relación con la empresa, así como los casos en los que pueda requerir se le dispense de ciertas prohibiciones para el correcto desempeño de sus funciones de acuerdo a sus necesidades y las de la organización.